MES AMARILLO: DECLARARÍAN A MARZO COMO EL MES DE LUCHA CONTRA LA ENDOMETRIOSIS

El grupo Endovida de San Francisco este jueves presentarán un proyecto en la sesión del Concejo Deliberante, en el marco del Día Mundial de la Endometriosis. AM 1050 dialogó con Verónica Martina, integrante del grupo de mujeres autoconvocadas.

El próximo 14 de marzo se celebrará el Día Internacional de la lucha contra la Endrometriosis y en San Francisco, las "endoguerreras" que integran el grupo "Endo Vida", seguirán el tratamiento de una proyecto en el Concejo Deliberante que declara la utilización del listón amarillo, entendido como símbolo representativo de la lucha contra la enfermedad. 

 El fundamento de la iniciativa se nutre de fuertes historias de vida de mujeres que sufren esta enfermedad grave que tiene distintas formas de presentación y genera muchas complicaciones en la salud. 

 "La mayoría de las mujeres lo tienen y no lo sabe. Una de cada cinco mujeres lo padecen", explicó Veronica.

" El año pasado ayudamos a muchas jóvenes que pudieron ser diagnosticadas tempranamente. Con la ley se busca eso, concientización, difusión, que los médicos se capaciten y que no terminemos todas en una operación", expuso.

¿Qué es? 

Aunque la denominan como una enfermedad benigna, las mujeres que la sufren sufren dolor pélvico crónico cíclico y cólicos menstruales (dismenorrea) tan fuertes que llegan a ser invalidantes. 

 El endometrio es el tejido que recubre la cara interna del útero, que al no ser fecundado el óvulo, este tejido se escama y expulsa con la regla. Cuando el tejido endometrial crece fuera de la cavidad uterina (ubicaciones ectópicas) como ovarios y cavidad abdominal, se denomina endometriosis, pero también afecta, trompas de Falopio, vejiga, perineo, recto, ligamentos del útero, cicatrices de cesárea, apéndice, colon, ovarios, intestinos, piel, pulmones, cerebro, espina dorsal, hasta llegar a una invasión de tejido endometrial, denominándose adenomiosis.

 La endometriosis, además de perjuicios personales que le causa a quien la padece, conlleva costos ocultos inherentes al ausentismo escolar, universitario y laboral, por la intensidad de los síntomas recurrentes, severos y tan intensos, que afectan profundamente la calidad de vida de quienes la tienen. 

 Como las afectadas no lucen como personas enfermas, no sólo aprenden a lidiar con los problemas propios de la enfermedad sino también con consecuencias psicológicas, producto del estrés e incomprensión social, familiar y médica; las amistades no entienden porqué siempre están tan desganadas y cansadas, los familiares no entienden los constantes dolores, las parejas porqué no pueden tener relaciones, problemas laborales por el ausentismo y desgano.

 "Es primordial crear conciencia y una buena charla en las instituciones educativas. Para explicar lo básico, lo que causa, con eso podemos ayudar a muchas chicas", concluyó.




SEGUI LEYENDO...

Menu