ENSAYOS POSITIVOS

El piloto de Frontera, Leandro Bagnarelli, estuvo entrenando con la Yamaha del Garavano Racing en el trazado "Oscar Cabalén" de Alta Gracia, dejando todo listo para el inicio del Superbike Argentino el 9 y 10 de marzo.

Durante el fin de semana, los equipos del Superbike Argentino estuvieron realizando entrenamientos en el trazado "Oscar Cabalén" de Alta Gracia, preparando todo para lo que será el inicio del certamen en ese mismo autódromo, el 9 y 10 de marzo.

Por eso, Leandro Bagnarelli aprovechó la oportunidad para llegar junto al Garavano Racing, su nuevo equipo, para alistar la Yamaha que utiliza en la divisional R3 Cup, donde aspira a ser gran protagonista en la temporada.

El corredor de la ciudad de Frontera explicó: "Las cosas salieron muy bien. Fue muy positivo el primer contacto con la moto. Tuvimos que trabajar bastante, ya que tenía que adaptarme a la moto nueva. La idea era buscar una posición en la cual yo pueda fluir y fuimos acomodando todo. En cada tanda se laburaba en la puesta a punto, principalmente la posición, porque lo que necesito es sentir seguridad para empezar a acelerar".

A la vez que agregó: "Si bien en cada tanda que hacía estaba cada vez más cómodo, en las últimas ya me sentí mejor y la que me tocó hacer antes del final fue cuando las cosas más me salieron. Lamentablemente después se suspendió todo por la lluvia, pero quedé conforme porque hice buenos tiempos".

Más allá de que el circuito seguía abierto, tanto Bagnarelli como su equipo decidieron solo estar en las tandas del viernes, ya según manifestó, "el sábado decidimos no salir a pista, porque la verdad que fue mucha la lluvia del viernes y sentimos que el circuito no estaba en condiciones, en algunos sectores patinaba mucho y la determinación fue no hacer entrenamientos. Nosotros con el equipo estábamos en Córdoba Capital y fuimos hasta Alta Gracia a la tarde, pero no era una buena idea entrenamientos de medio día".

Por su parte, indicó: "De todas maneras quedamos muy contentos, la moto se mostró bien y el equipo me demuestra las ganas de trabajar que tiene. Sé que en el corto tiempo vamos a hacer nuevos ensayos y seguiremos tocando algunas cosas de la moto para terminar de acomodarla".

En cuanto a las mejoras que fue sintiendo en la Yamaha, indicó: "La verdad que dependía de cada salida. En algunas cosas estaba satisfecho porque se notaban las mejoras, en otras no tanto y entonces se corregía. Pero hay que ir de a poco, ajustar lo más posible la puesta a punto y que me sienta seguro. Lo que noté es qué cuando encontré la posición mía, faltaban detalles de la puesta a punto, pero la prioridad era otra por ahora".

Teniendo en cuenta que resta casi un mes para el inicio del Superbike Argentino, Bagnarelli afirmó que estarán nuevamente probando. "La idea es ir con el equipo, tenemos que definir si en Río Cuarto o Rafaela para seguir entrenando. Vamos a estar el fin de semana completo, alistándonos para lo que va a ser el comienzo de la temporada en Alta Gracia. Apostamos a ganar y estamos muy confiados, además de ansiosos porque llegue el inicio del certamen".

Por último, dijo: "El agradecimiento es para LA VOZ DE SAN JUSTO por el apoyo se siempre y a todos los auspiciantes, que son: VTB, Torreón Neumática, Electro Pear's, Akron, Grupo Conectar, He-Du, Club San Isidro, Physis Centro de Rehabilitación y Medicina Deportiva, René Zanatta que me entrena y Gastronomía Tincho, además de mi familia y todos los que me siguen".




SEGUI LEYENDO...

Menu