CRUZ DEL EJE: ASESINARON A UN ABOGADO EN UNA DISCUSIÓN

Habría sido en medio de una disputa por dinero, el hombre murió por varios disparos. Un empresario quedó detenido.

El asesinato a balazos de un conocido abogado de la ciudad de Cruz del Eje generó conmoción en esa ciudad del norte cordobés.

La víctima fatal fue identificada por la Policía como Antonio Francisco Parrellada (61), quien ayer a las 12.20 sufrió al menos dos disparos de arma de fuego que le costaron la vida.

Por el homicidio está detenido un hombre de 66 años, identificado por la fuerza policial como Pedro Armando Ordóñez .

El caso es investigado por la fiscalía de esa ciudad, a cargo de Raymundo Barrera.

Según se indicó de manera oficial a través de la Policía, todo habría ocurrido en el marco de una discusión particular entre ambos por una cuestión económica. Fue entonces que Parrellada recibió los balazos mortales.

El crimen se produjo en el interior de un domicilio ubicado en la esquina de Alvear y Lamadrid, de barrio Santa Rosa. Se trata de un sector próximo a la zona céntrica.

"Al parecer, Parrellada y Ordóñez ya se conocían de antes y ayer comenzaron a discutir por lo que sería un problema económico, momento en que se produjo el homicidio", señaló una fuente policial.

Trascendió que Ordóñez es un empresario oriundo de Guanaco Muerto, una localidad cercana a Cruz del Eje, que se dedica a la venta de muebles y aberturas.

Le habría reclamado a Parrellada una deuda monetaria en el marco de un contrato de alquiler.

Primero discutieron a viva voz en medio de la calle, frente a varios testigos, y luego terminaron por ir hacia el domicilio donde finalmente se produjo el asesinato.

Tras los disparos, y mientras los paramédicos intentaban reanimar sin éxito a Parrellada, Ordóñez quedó detenido, alojado en la comisaría de Cruz del Eje.

De acuerdo al parte policial, el propio empresario salió del domicilio a solicitar auxilio, momento en el que manifestó haber disparado. Sin embargo, estos dichos no tienen validez legal.

Una versión ayer indicaba que el arma, en realidad, era del abogado, a quien el empresario se la habría arrebatado en medio de un forcejeo. No obstante, cabe destacar que se trata sólo de una hipótesis que por ahora no tienen consistencia formal en el expediente.

En la escena del crimen trabajaron los peritos de la Policía Judicial. En las próximas horas, un informe sobre cómo habría sido la mecánica de lo sucedido llegará a las manos del fiscal Barrera, quien recién entonces avanzará en la situación penal del único detenido y sospechoso.




SEGUI LEYENDO...

Menu